Peelings

Los peelings nos sirven para recuperar ese tono y color de la piel que se va perdiendo con los años de exposición al sol. Hay varios tipos de peelings dependiendo del tipo de piel y del daño que haya sufrido la misma a lo largo de los años.

 Es preferible hacer los peelings en otoño o invierno.

Es preferible hacer los peelings en otoño o invierno.

La paciente ideal para un peeling es aquella que presenta arrugas superficiales, manchas, y en general un tono apagado de la piel de su cara. Los peelings varian en profundidad dependiendo que tantas y tan profundas sean las lesiones y manchas que se presenten.

Es muy importante en este tipo de procedimientos el cuidado antes y después del peeling, previo al procedimiento se dejan un par de cremas para quitar manchas y prevenir que la piel responda de más una vez que se realice el peeling. Una vez realizado el procedimiento la paciente deberá utilizar protector solar de al menos FPS 15 por al menos noventa días.

El peeling es un procedimiento corto, con muy pocos riesgos, que causa mínima incomodidad y el cual da resultados excelentes si se siguen las indicaciones de su médico. 

Como siempre, si tienen alguna pregunta no duden en contactarnos directamente.